2 PROPIEDADES DEL AGUACATE

Múltiples propiedades se pueden atribuir al aguacate, pero hay 3 primordiales que te compartimos. Este fruto cada vez más frecuente en la cocina occidental encierra beneficios únicos.

Te vamos a presentar 2 propiedades del aguacate que lo convierten en un alimento ideal para incluir en la dieta habitual. Se trata de una fruta exótica que, poco a poco, se ha incluido en las pautas de alimentación occidentales debido a sus cualidades organolépticas y a su valor nutricional.

El aguacate es rico en ácidos grasos insaturados

Los ácidos omega 3 son nutrientes esenciales con carácter antiinflamatorio. El empleo de los mismos en medicina, en forma de suplementos o bajo la prescripción de una dieta acorde, aumentó desde que se conocen sus efectos protectores.

Su consumo regular se vincula a una reducción del riesgo cardiovascular.

La potencia lipídica del aguacate lo convierte en un alimento saludable, pero muy calórico comparado con otras frutas. Una pieza mediana podría contener hasta 300 kilocalorías. Por este motivo, es importante consumir dicho vegetal siempre con moderación.

A la hora de modular los estados de inflamación en el cuerpo humano, además de tener en cuenta el aporte de omega 3, es necesario valorar la ingesta de ácidos grasos omega 6.

La fibra como propiedad del aguacate

  • La última de las propiedades del aguacate que queremos compartir contigo deriva de su contenido en fibra. Esta sustancia es capaz de estimular el tránsito intestinal, reduciendo los problemas relacionados con el estreñimiento.
  • Si bien en algunas situaciones es necesaria la suplementación con fibra para reducir los episodios de constipación, incrementar la ingesta de este nutriente en la dieta habitual constituye un tratamiento preventivo frente a dicha patología. Para ello, las distintas elaboraciones del aguacate son una opción.
  • Sin embargo, se desaconseja un alto consumo de fibra cuando existe un sobrecrecimiento bacteriano en la zona proximal del intestino delgado. En este tipo de situaciones, puede servir de alimento para las bacterias patógenas que colonizan el tracto digestivo, con el efecto contrario al deseado e incremento de las molestias, además de intolerancia alimentaria.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *