COMO PREPARAR SMOOTHIE DE MANGO ALTO EN VITAMINAS

Esta preparación queda muy cremosa y tiene un delicioso sabor dulce, debido a los ingredientes que lleva

La clave para que quede dulce, sin necesidad de añadir ningún endulzante, es utilizar fruta madura de calidad. Puede que al momento de adquirirla no tenga un aspecto bonito, pero la pieza sí que aportará el dulzor necesario (a través de los azúcares presentes en la propia fruta), eximiéndonos así de la necesidad de utilizar un edulcorante.

Para esta bebida frutal puedes utilizar cualquier variedad de mango que tengas a mano, solo asegúrate de que esté maduro. Además debes saber que el mango destaca por el conjunto de nutrientes y sustancias antioxidantes que se encuentran en su composición.

  • Aporta magnesio y fósforo. Además, es rico en vitaminas C y A, lo que ayuda a cuidar de la salud de la piel y, en concreto, proteger la piel y las mucosas. Por otra parte, la vitamina C resulta esencial de cara a mejorar el funcionamiento del sistema inmune, según los últimos estudios.
  • También, en vitamina E, uno de los antioxidantes y protectores cardiacos más eficaces.
  • Contiene ácidos orgánicos, como los ácidos tatárico y málico, que una vez que se combinan con minerales, dan lugar a sales que tienen capacidad de fluidificar la sangre.
  • Ayuda a la digestión, posee enzimas con propiedades similares a las de la papaínas de las papayas o la bromelina de las piñas.

Si quieres enriquecer tu smoothie con un extra de proteínas, añade unas cuantas semillas de chía, que contienen todos los aminoácidos esenciales que tu cuerpo necesita.

Ingredientes:

  • 1 plátano.
  • 1 mango.
  • 1 yogur griego (125 g).
  • Leche (250 ml aprox.).
  • Cubitos de hielo (al gusto).
  • Semillas de chía (al gusto).
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla (5 g).

Preparación:

  • Primero: Pela el mango, córtalo por la mitad y retira el hueso. A continuación, córtalo en trozos pequeños y añádelo a la batidora de vaso.
  • Segundo: Pela el plátano y añádelo a la batidora, y echa una cucharada de semilla de chía.
  • Tercero: Mézclalo todo, hasta que los ingredientes estén totalmente triturados. Vierte el smoothie en vasos y añádele unos cuantos cubitos de hielo y un toque de vainilla.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *